07 febrero, 2013

De la semilla a una dormilona.

Cuando era niña me encantaba mirar las plantas, pero había dos en particular que me causaban curiosidad, la dormilona, y otra (que no se su nombre) cuyas vainas explotan al mojarse. 

En el viaje a Camaguan, tuvimos la suerte de conseguir plantas dormilonas a gran escala y ¡claro! tenía que mostrársela a mis hijos quienes al igual que yo quedaron cautivados con la reacción de la planta al tocarle las hojas. Estábamos parados frente a los Esteros de Camaguan, viendo la puesta del sol y una idea mágica llego a mi Alejandro hijo –mamá vamos a tomar semillas y las sembramos en casa- ¡oh Dios, gracias! por la sensibilidad de este, mi pequeño hombrecito. 
Alejandro hijo recolecto las semillas y dos días después del regreso a casa, preparo la tierra, sembró y a los pocos días, teníamos varios brotes ( menos de los que esperábamos) y al final solo logramos una planta; pero esta nos dio el deleite de dormirse en varias oportunidades para nosotros….El clima frío de Caracas en diciembre y la falta de sol de mi balcón no dieron las condiciones adecuadas para ella y, con mucha tristeza escribo este día que ya no está más con nosotros, me hubiese gustado verla crecer y florecer –este articulo es en honor a ella-


Saludos muy afectuosos,
Andreína.

Nota: si tienen un jardín con buen sol y quieren ver a sus hijos sonreír con algo tan sencillo, procuren una de están platas, les garantizo buenos momentos ¿Qué cosas de tu niñez quieres compartir con tus hijos? 


6 comentarios:

  1. Hola yo conozco esa planta también me gustaba de niña

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es muy entretenido dormir esta plantita, sin importar la edad ;)

      Eliminar
  2. No sabía el nombre de esa planta, pero también me fascinaba de pequeña, es genial el acto de defensa de algunas plantas. Al final si salieron algunos brotes, no?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si conseguimos mas de uno pero, solo una planta creció tanto como para verle dormir de cuando en cuando ;)
      Saludos muy afectuosos,
      Andreína.-

      Eliminar
  3. Que bien!
    A mi también siempre me ha gustado esta planta tan sensible!!!
    Bien hecho!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mi hijo tan especial!
      Saludos muya afectuosos
      Andreína.-

      Eliminar

¡Gracias por tu comentario!