18 julio, 2012

6 Secretos para una camisa bien planchada

Las imágenes y secretos son de Lindsey de Café Johnsonia con Design Mom.

Este miércoles voy a iniciar con el planchado de una camisa. Por estos días preferimos no planchar, se considera una de las labores del hogar más tediosas (aunque yo la prefiero antes que doblar y guardar la ropa limpia), pero queramos o no siempre tenemos que planchar al menos un par de camisas durante la semana. Por eso hoy les traigo los consejos de Lindsey Café Johnsonia quien dice: - A lo largo de la escuela secundaria y la universidad, yo trabajaba en una tintorería. Parte de mi trabajo consistía en preparar las camisas de vestir de los hombres, que una vez lavadas se preparan para el planchado y, después de haber sido planchadas, mi trabajo era entonces inspeccionar las camisas y si era necesario, plancharlas de nuevo. Aprendí mucho durante esos años, y hoy en día, voy a compartir los secretos con ustedes- Yo hice la prueba en mi hogar y conseguí buenos resultados, por eso no dudo en compartir con todos Uds. estos secretos de planchado de una camisa.
Secreto # 1: Comience con una camisa bien lavada. Revise la etiqueta y siga las recomendaciones de cuidado de la prenda allí escritas. Observe la temperatura, porque al lavar camisas en agua demasiado caliente se puede reducir el tamaño en el cuello y los puños, causando arrugas imposibles de quitar. Y preste especial atención a la suciedad en los puños o el cuello, o en las axilas, porque al pasar la plancha por estas… se harán permanentes.
Secreto # 2: Compre una buena plancha, son más costosas pero va a hacer una gran diferencia en la rapidez y facilidad del planchado. Ahorre dinero a la larga y permítase desde hoy una buena plancha. Definitivamente vale la pena la inversión
Secreto # 3: Comience con una camisa húmeda (no mojada). Elija una que ha colgado para secar, o una que ha sido rociada por todas partes y se dejo reposar hecha una bola durante 10-15 minutos
Primero pulse la parte superior del cuello, prestando atención a las esquinas. Tire de la tela, si es necesario
A continuación, planche la parte superior trasera de la camiseta, llamado el yugo. La mayoría de las camisas tienen un pliegue central, bajo el yugo, pero a veces usted encontrará dos pequeños pliegues en cada lado del yugo.
Después que el yugo y pliegues estén lisos. Deslice la camisa para continuar planchando la parte posterior inferior de la camisa.
Ahora es el momento de los puños y las mangas. Puede abrir el puño y planchar primero el lado exterior y seguir con los pequeños detalles y los pliegues en la manga. A continuación, extienda toda la manga en la tabla de planchar y asegúrese de alinear la costura correctamente.

Secreto # 4: En las mangas ¡Un pliegue doble es terrible! Comenzar en la parte superior de la manga y trabajar hacia abajo para el puño. Preste mucha atención a los pliegues, las arrugas, y a las arrugas persistentes colóqueles más agua con un espray.  
Ahora es el momento para la parte delantera de la camisa. Comienza con el lado que tiene los botones. Utiliza la punta de la plancha para presionar entre ellos.

Debe tener precaución con los botones. Las camisas de buena calidad tienen botones de buena calidad que pueden hacerle frente al calor, pero de vez en cuando un botón se puede romper con el calor.

A continuación, desplazar la plancha a lo largo del resto de la parte delantera de la camisa. Usando la punta de la plancha para los detalles.
Secreto # 5: Recuerde que la meta es no deshacer el planchado. Vamos a la colgar la camisa planchada con cuidado en el área de planchado (aun no hemos terminado)
Secreto # 6: Una vez que la camisa ha sido planchada por completo, tiene que esperar para "curar", como se le llama en el negocio. (¡Guao, así profesional!) La camisa todavía puede estar un poco húmeda, y eso está bien. Vamos a colgar hasta que esté completamente seca, asegurando el botón del cuello para ayudar a la parte superior del cuello a conservar la forma. 
Una vez que el método se haya aprendido, se reducirá progresivamente el tiempo de planchado y ahorraremos electricidad (y las camisas se verán increíbles).

Las imágenes y secretos son de Lindsey de Café Johnsonia con Design Mom.

Cariños a todos, Andreína

P.D.: Ya viste el concurso por nuestros tres meses ¿no? entonces entra aquí "Estamos de 3 meses" y participa ;-)


6 comentarios:

  1. Respuestas
    1. Si y útil, la verdad una manera de hacer el planchado mas fácil y eficiente.
      Saludos muy afectuosos,
      Andreína.-

      Eliminar
  2. Gracias, las camisas se me hacen complicadas de planchar, voy a seguir paso a paso tus recomendaciones, muchas gracias !

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Oh espero que te ayuden mucho...un beso grande para ti ;)

      Eliminar
  3. Mmmmm... No sé, voy a probar la próxima vez a ver qué tal siguiendo estas instrucciones. Yo detesto planchar, y reconozco que las camisas siempre me niego a plancharlas, lo hace mi marido que hasta hace bien poco tenía un taller de costura, menos mal. Pero vamos, que tú lo explicas mucho mejor que él, ya se lo diré XDDDDD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que suerte!! que tu marido haga el trabajo que a muchas no le gusta hacer "planchar" suerte cuando lo intentes ;)

      Eliminar

¡Gracias por tu comentario!